LIBROS VIAJEROS: GRANDES CAPITALES EUROPEAS

Empezamos este nuevo año 2021 prácticamente como acabamos el anterior, viajando con la imaginación, ayudados por la lectura.

En esta ocasión os invito a que viajéis a dos de las grandes capitales europeas a las que me encantaría poder volver pronto, ya que son de las que puedes volver y volver y no las acabas nunca de conocer. Son Berlín y Paris.

Historias que ocurren en Berlín y en París

Y vamos a recorrerlas con la lectura de algunos libros y en esta ocasión no son de novela negra, aunque también tienen su misterio y su suspense, incluso su ternura. Empiezo por el último que he leído, un libro que te lleva a Berlín.

La sospecha de Sofía de Paloma Sánchez-Garnica

La trama de esta novela empieza en Madrid en los años 70, con Franco todavía gobernando en España y parece la historia de una matrimonio, Daniel y Sofía, como tantos otros de clase alta. Pero eso es solo lo que parece porque todo cambia en un momento.

¿Qué harías tú si un día te llega una carta anónima con un billete de avión para ir a conocer tu verdadero pasado? Pues eso es lo que le pasa al protagonista de esta historia, un abogado normal y corriente, con una familia normal y corriente y que decide, sin decirle nada a nadie, embarcarse en esta aventura que le llevará al Berlín Oriental, al otro lado del muro.

Y también es la historia de su mujer, Sofía,  que de un día para otro verá desaparecer a su marido y tendrá que buscarse la vida y dejar de ser esa ama de casa de familia «bien», que ha sido hasta ahora.

Y por supuesto es la historia de Berlín, del Berlín con muro y sin muro, de esa capital que precisamente me enamoró cuando la conocí por toda la historia que supura y que no esconde.

Para mi gusto la trama de la novela es un poco fantástica y bastante irreal, pero lo que sí es real, y la autora maneja muy bien, es el relato de la situación política y social que se daba en ese momento y cómo lo vivían los ciudadanos. O sea, es ficción pero basada en momentos históricos reales y, desde luego, es uno de esos libros que una vez empiezas no puedes dejar de leer.

Homenaje a los Judíos en Berlín

Esta autora, Paloma Sánchez-Garnica recrea muy bien el Madrid en época de Franco, por lo que si te gustan este tipo de historias también puedes leer La sonata del Silencio.

Y ahora varios libros que te llevan a recorrer Paris, y de los cuales se han hecho películas. Ya decides tú si prefieres la película o el libro, pero para eso tienes que haberlos leído primero.

La llave de Sarah de Tatiana de Rosnay

En esta novela, Julia Jarmond, una periodista norteamericana que vive en Paris, debe realizar unos artículos para su periódico  por el sesenta aniversario de uno de los episodios de la Segunda Guerra Mundial que sucedieron en Paris, y así conoce la historia de Sarah, la verdadera protagonista del libro, una niña judía de 10 años, que vivió en primera persona los acontecimientos de 1942.

Porque en el verano de 1942 se hizo una gran redada contra los judíos de París, que fueron llevados al velódromo de invierno, aunque éste es un episodio poco conocido. Y sobre este acontecimiento real se basa esta historia con personajes ficticios.

Y con París de fondo la novela va alternando entre las dos historias, la de Julia en la actualidad y la de Sarah en plena Guerra Mundial. Y con esta novela también podemos conocer Paris de una forma diferente. Porque París no siempre ha sido sinónimo de glamour y sofisticación, sino también de desolación, miedo y culpa, por algunos de los sucesos que han ocurrido a lo largo de la historia en esta preciosa capital francesa.

La sonrisa de las mujeres de Nicolás Barreau

De vez en cuando también me gusta leer comedias románticas. Esos libros en los que todos los personajes son felices, a pesar de las peripecias que les toca vivir a lo largo de la novela. Cuentan historias que sabes que van a acabar bien, y que te dejan con ese regusto optimista y chispeante.

Pues así son las novelas que escribe Nicolás Barreau, siempre con París de fondo, la ciudad donde nació y de la que toma prestados sus coquetos restaurantes, sus galerías de arte o sus tranquilos y escondidos cafés para recrear el ambiente parisino que te acompaña desde la primera hasta la última hoja de sus libros.

Porque después de La sonrisa de las mujeres, de la que se hizo hasta una película, también escribió El café de los pequeños milagros, con paisajes entre Paris y Venecia, Me encontrarás en el fin del mundo, La mujer de mi vida o Atardecer en París. Leer estas novelas es como ver una clásica película romántica de los años dorados de Hollywood.

Y ¿de qué va este libro? Pues Aurélie es la propietaria de un pequeño restaurante en Paris y un día, por casualidad, encuentra un libro titulado La sonrisa de las mujeres, que cuenta su propia vida. Intrigada por este hecho empieza a buscar al escritor de dicho libro…  y hasta aquí puedo leer.

La sonrisa de las mujeres se lee con facilidad y es estupenda para pasar un buen rato y dejarte llevar, acompañando a Aurélie, la protagonista, a callejear por las calles de Paris.

Los ojos amarillos de los cocodrilos de Katherine Pancol

A diferencia de las novelas de Nicolás Barreau, las novelas de Katherine Pancol te dejan un regusto algo amargo. El desamor, la traición, la envidia, tienen un papel importante en esta historia que va de mujeres de hoy en día, con sus alegrías y sus disgustos.

Porque Los ojos amarillos de los cocodrilos tienen una continuación en El vals lento de las tortugas y en Las ardillas de Central Park están tristes los lunes. 

Un buen plan: desayunar el fin de semana leyendo un libro. ¡Me encanta!

Estos tres libros, con títulos y portadas tan originales, nos van llevando por la vida de Josephine, un ama de casa divorciada y madre de dos hijas cuyo marido se ha fugado con su amante y, contratado por una empresa china, se ha ido a Kenia a trabajar en una granja que cría cocodrilos, o al menos eso es lo que dice él.

Porque éste es un libro de mentiras y traiciones, pero también de sueños y amistades y, sobre todo, de relaciones humanas con sus risas y sus lágrimas.

A mí este libro me gustó, aunque es un libro que va de menos a más, al principio no engancha pero luego vas tomándole cariño a los personajes y quieres saber qué es de sus vidas. Los dos libros que lo continúan me han gustado menos. Pero ya sabes, para opinar hay que haberlos leído.

Pues aquí te dejo estas sugerencias de libros para que puedas recorrer Berlín y París desde el sillón de tu casa. ¡Feliz lectura!

 

 

Deja un comentario